La ley de la segunda oportunidad para los autónomos

Aprendimiento

La ley de la segunda oportunidad entró en vigor en el año 2015 y tenía como objetivo facilitar que los ciudadanos, ya fueran o no autónomos, tuvieran mecanismos para poder liquidar las deudas acumuladas. De este modo, y como el propio nombre de la ley indica, se les da una segunda oportunidad para que su vida no quede marcada por el endeudamiento.

En este estado de alarma económica, esta ley se va a convertir en importante porque gran cantidad de los autónomos se van a tener que aferrar a ella. Unos autónomos que se han visto involucrados en una situación completamente ajena a su responsabilidad pero que, a muchos, les va a costar su negocio.

Además, hay que recordar que los autónomos no tienen personalidad jurídica propia y son responsables de las deudas producidas. En otras palabras, su responsabilidad ante las deudas es ilimitada y responden ante ellas con su propio patrimonio.

La situación de la ley de segunda oportunidad

En los últimos días escribimos un artículo en el que hablamos sobre la mejora necesaria de la ley de la segunda oportunidad cuando hablamos sobre la nueva ley concursal. Éstos se iban a modificar para adaptarnos a la legislación europea. El tratamiento de las deudas con la Seguridad Social y con las administraciones se iba a equiparar al mismo procedimiento que siguen las deudas con terceros. Aunque, al final, se ha terminado por mantener el texto anterior.

Todo ello es importante para entender la ley de la segunda oportunidad porque este mecanismo nos permite que finalmente un juez nos exonere del pago de deudas privadas pero no de aquellas contraídas con la Seguridad Social y con Hacienda. Éstas tienen unos requisitos y una tramitación complicados y que se alargan en el tiempo.

Sin una ley de la segunda oportunidad o una ley concursal precisa para autónomos y empresas, resulta difícil generar un tejido empresarial fuerte.

Ley de la segunda oportunidad

¿Quién puede acogerse a la ley de la segunda oportunidad?

A esta ley se puede acoger cualquier ciudadano o cualquier autónomo que tenga deudas. En el caso de los ciudadanos por las deudas de consumo o en el de los autónomos por las generadas por la actividad. Sin embargo, como en toda regla, hay alguna excepción, y son las siguientes:

  • El ciudadano o el autónomos adeuda más de cinco millones de euros. En este caso la ley de la segunda oportunidad no se aplica.
  • Aquellos que hayan tenido una sentencia penal por delitos económicos en los últimos 10 años. Delitos como estafa, apropiación indebida, delitos contra los trabajadores, etc.
  • En tercer lugar, los que ya hayan solicitado la ley de la segunda oportunidad durante los últimos cinco años. En este caso, tampoco podrán volver a solicitarla.

¿Qué deudas se pueden liquidar con esta ley?

Con esta ley se pueden liquidar deudas con bancos, tarjetas de crédito o deudas de actividad con proveedores entre otras. De esta manera, quedarán sin efecto contra nuestro patrimonio. Sin embargo, y como ya hemos comentado, con las administraciones públicas y la seguridad social, la situación es diferente, pudiendo llegar a liquidar hasta un 50%. Con el 50% restante se puede llegar a un acuerdo de pagos.

Para todo ésto estamos pendientes de ver si finalmente se aplica la normativa europea y ver si las deudas con la administración y Hacienda acaban por tener un tratamiento similar a las deudas con terceros. De momento estas restricciones hacen que la ley de la segunda oportunidad no sea una solución completa para los autónomos

Vídeo

Es cierto que un juez puede exonerarnos de determinadas deudas gracias a esta ley. Pero del mismo modo, es cierto que hay ciertas deudas que todavía no son susceptibles de ser completamente exoneradas. Lo importante es conseguir que esta ley sea más ágil y permita a los autónomos ponerse de nuevo en marcha mucho antes.

Este tipo de legislación es importante para autónomos y emprendedores. Como nos gusta recordar, el fracaso forma parte del emprendimiento y el porcentaje de emprendedores que han tenido éxito después de haber naufragado previamente es más elevado que el de aquellos que emprenden por primera vez.

Y como siempre recordamos, si queréis estar informados acerca de las últimas noticias relacionadas con autónomos y pymes, no dudéis en visitar nuestro canal así como nuestra página web. Además, al respecto de la ley de la segunda oportunidad, hemos preparado un vídeo en el que explicamos con mayor detalle lo que ésta supone. ¡No os lo podéis perder!

Share This